jueves, 22 de septiembre de 2016

Reseña, Isla and the Happily Ever After

Título: Felices por Siempre Jamás
Título original: Isla and the Happily Ever After
Autora: Stephanie Perkins
Editorial: Plataforma Neo
Páginas: 400
Saga: Anna and the French Kiss | Lola and the Boy Next Door | Isla and the Happily Ever After

Enamorarse en la ciudad más romántica del mundo es fácil para la soñadora Isla Martin y el enigmático artista Josh Wasserstein. Pero a medida que avanza el último curso en School of America de París, Isla y Josh se ven obligados a afrontar la desgarradora realidad, porque, quizá, su historia no acabe con «un felices para siempre». 

¿Seguirán juntos cuando sus días en la escuela se acaben? ¿Será su amor más fuerte que la distancia? 

Su aventura se convertirá en un apasionante viaje por Nueva York, París y Barcelona, acompañados de sus amigos Anna, Étienne, Lola y Cricket. 


¡Hola soñadores! Ya hemos empezado las clases, el estudio y el tener que madrugar. ¿A quién no le gusta el colegio? *nótese la ironía* Pero hablando en serio, creo que la única que le pondría (y lo digo 99% convencida) es el tener que madrugar xD

Y ya me ha vuelto a entrar el gusanillo, y necesitaba escribir esta reseña. ¿Os acordáis del momento en el que dije que estos libros me han inspirado a volver a las reseña-reflexión? Pues bien, fue realmente este libro el que me dio esa idea. Y es que fue con el que más identificada me sentí.


El libro nos cuenta la historia de Isla y Josh, a los cuales conocimos en el primer libro. Quiero destacar que, independientemente de si su historia me ha gustado más o menos, ambos personajes son los que más me han llamado la atención.

"Cada vez que pronuncia mi nombre, se lleva una parte de mi alma. Quiero que lo diga de nuevo."

Isla es una persona muy tímida, que ha estado enamorada de Joshua desde que lo conoció al comenzar en el School of America. En varias ocasiones ha tratado de hablar con él, pero nunca ha encontrado el valor para hacerlo. Hasta una noche en Manhattan, justo al principio del libro, en la que se lo encuentra por casualidad en una cafetería, comenzando la historia de amor que tanto me ha cautivado.
En conjunto, no sabría definir a Isla. Podría contar un montón de cosas de cómo creo que ella es, sin decir realmente nada. Creo que lo más destacable de su personalidad, es lo único con lo que me he sentido identificada. Ella no sabe que quiere hacer con su vida, o cual es su lugar en el mundo. Es como una pluma a la merced de los vientos de la vida. Tratando de buscar su lugar; queriendo averiguar quien es ella en realidad. Por eso se enamora de Josh. Ambos son perfectamente complementarios; Josh es su ancla, y ella tiene las alas que representan la libertad que él busca.

"-Nunca había visto brillar al sol directamente a través de tu cabello antes.
-Oh -le eché un vistazo a la cortina brillante-. Nunca se ve igual ¿verdad? En el interior, es castaño rojizo. En el exterior, es más bien un rojo.
-No -Josh extiende la mano. Toca suavemente una de las ondas-. Rojo no es la palabra adecuada. No es castaño rojizo o naranja o cobre. Es fuego. Es como ser hipnotizado por las flamas de un edificio en llamas. No puedo apartar la mirada."

Josh es cautivador. Su personaje en conjunto es el que más me ha gustado de este libro. Creo que parte del amor que le tengo, es por que es artista. Sí, siento una gran debilidad por los artistas ¿y qué xD? Pero es que es imposible no amar a este personaje. Es terriblemente adorable y es un alma bastante desorientada, que sobre todo necesita ser amado. Me ha parecido sorprendente lo diferente que es respecto al Josh que creía conocer en el primer libro. Ese Josh era amable, pero algo frío y distante. Pero este Josh es... apasionado, y libre y volátil. Es como si llevara una hoguera ardiendo dentro y no la hubiera visto por culpa del humo que ella misma causaba. No es simplemente un alumno que suele faltar a clases. Es más bien un alma perdida y fugaz, que también busca una razón de ser.

"Cuando Josh sale de su trance está aturdido, borracho de arte. Parpadea hacia mí. Inexplicablemente, me echo a llorar. (...) 
-Es... es hermoso. (...)
Me sonríe, una sonrisa divida y beatífica, y extiende sus largos brazos. Me acuno en ellos, con pintura verde y todo. Me abraza fuertemente. Mi oído se presiona contra su pecho desnudo, y su corazón está latiendo un millar de veces por minuto. Paso mis manos por su cuerpo. Él cierra los ojos. Beso su piel y la pintura y su sudor. Él levanta mi rostro hacia el suyo y besa mis lágrimas.
-Gracias -dice él-. Esa fue la mejor reacción que alguien alguna vez me ha dado. Por cualquier cosa."

Si no os había convencido para leeros esta saga en mis otras dos reseñas, no creo que lo haga con esta. Por que de los tres libros, es tal vez el que tiene la historia menos complicada, o más "aburrida". Pero sin duda es el que tiene los personajes más cautivadores, hechizantes y bellos (en todos los sentidos). Además, he de decir que no me esperaba en los más mínimo el final, y me sorprendió muy gratamente.

Con Anna and the French Kiss, me enamoré de París, y aprendí que lo nuevo y diferente no tiene por qué ser malo.

Con Lola and the Boy Next Door, aprendí a apreciarme tal como soy, sin querer cambiar por lo que otros esperan de mí.

Y con Isla and the Happily Ever After, he aprendido a amar la vida, a buscarle el sentido en los lugares más inverosímiles, y a no tratar de rendirme en el primer obstáculo que se me presente.

"-Isla Martin. Estoy enamorado de ti.
Mi universo explota.
-También te amo, Josh. Te amo tanto."


martes, 13 de septiembre de 2016

Reseña, Lola and the Boy Next Door

Título: Lola y el chico de al lado
Título original: Lola and the Boy Next Door
Autora: Stephanie Perkins
Editorial: Plataforma Neo
Páginas: 399
Saga: Anna and the French Kiss | Lola and the Boy Next Door | Isla and the Happily Ever After

Para la diseñadora de moda en ciernes Lola Nolan, las prendas de ropa más llamativas, más brillantes, más divertidas, más salvajes, siempre son las mejores. A pesar de su estilo extravagante, Lola es una hija ejemplar y una buena amiga, y tiene grandes planes para el futuro. Todo en su vida parece bastante perfecto (incluso su guapísimo novio roquero) hasta que los gemelos Bell se mudan de nuevo a la casa de al lado. 

Cricket Bell ha vuelto y quiere arreglar los problemas del pasado. Y Lola deberá reconocer sus verdaderos sentimientos hacia él.


¡Hey soñadores! Debo decir que ya pensaba que no hacía esta reseña xD Hoy he empezado las clases y me he decidido. O escribía la reseña hoy o al final no lo iba a hacer por ir demorándola. Como dije en la reseña de Anna and the French Kiss, estos libros me han animado a hacer de nuevo las famosas reseñas-reflexiones (o no tan famosas) pero igualmente queridas.

El libro es de alguna manera independiente al anterior, pero continúa la historia de otros personajes. Los protagonistas son Lola y Cricket. Ambos compartieron una historia antes de la que es narrada en el libro, y en concreto esa historia va a marcar muchas de las decisiones que toman ambos personajes. Lola es una chica cuya pasión es la moda. Adora vestirse de maneras exóticas y combinar conjuntos fuera de lo común, utilizando pelucas y otros complementos. Para ella su mayor prioridad es que sus padres acepten a su novio Max. O lo es, hasta que los hermanos Bell vuelven para ser de nuevo sus vecinos. Hace dos años, ella compartió una historia con Cricket Bell. Él le rompió el corazón y ella no está preparada para enfrentarle de nuevo... o eso cree.

"Es fácil hablar de aquellas cosas que odiamos; pero, en cambio, muchas veces es difícil explicar con exactitud por qué nos gusta algo."

Como protagonista femenina, Lola es bastante exasperante. Al principio no estaba muy segura de por qué me resultaba tan molesta, pero creo que he ido comprendiéndolo un poco más a lo largo del libro. Incluso ella se da cuenta de lo tonta que había sido. Si en el libro pasado dije que los temas en los que más se centraba era en la amistad y la familia, en este libro uno de los temas más importantes y que da más juego es la identidad. ¿Quienes somos todos nosotros en realidad? Esa pregunta está muy presente en el libro, en especial en lo relacionado a Lola. Ella no utiliza los disfraces para esconderse, al contrario. Los utiliza para demostrar quien es realmente. Pero al final se plantea, ¿Los disfraces me enseñan a mi?, ¿o me esconden como una máscara y no lo he notado? Respecto a este punto, es muy interesante ver como se desarrolla la historia. El descubrir la identidad de uno mismo es muchas veces la mayor dificultad a la que nos enfrentamos. Y en este libro podemos leer sobre ello, llegando a sentirnos identificados.


"Es sorprendente el efecto que tiene la ropa en como te perciben los demás"

Por otra parte tenemos a Cricket. Si os digo la verdad, no he llegado a ver la profundidad que necesitaba en este personaje. Aunque en general nos enteramos de los detalles, creo que necesitaba algunas pinceladas más para ser lo que el libro requería. Y a pesar de todo esto, me ha logrado convencer. Es un personaje directo y con la complejidad suficiente como para despertar el interés del lector. En su caso, el problema que trata no es el de la identidad (aunque en cierto aspecto está relacionado). Su historia nos habla de su lugar en la familia, y en cierta manera, de la influencia de su familia en su vida. No diré más.

Por supuesto, algo que he amado ha sido que Anna y Étienne vuelven a aparecer; dando sus pequeños toques a la historia.

Y luego está la historia de amor. Que os voy a decir, después de leer el libro anterior su historia no me ha conmovido tanto. Me ha llegado al corazón, por supuesto, pero no de la manera en que yo esperaba. Eso ha sido una pequeña decepción. Sin embargo, no he podido evitar enamorarme de algunos momentos que compartían los protagonistas que eran simplemente una maravilla *o*

"-Te has construido toda esa idea sobre mi, este ideal, pero no soy esa persona. No soy perfecta. Estoy lejos de la perfección. No soy digna de una historia tan hermosa.
-Lola. Tú eres la historia. (...) Sé que no eres perfecta. Pero son las imperfecciones de una persona lo que la hace perfecta para alguien más."

En definitiva, si eres un romántico empedernido que busca algo más que una simple historia de amor, tienes que leer sí o sí estos libros.

martes, 6 de septiembre de 2016

Reseña, Anna and the french kiss

Título: Un beso en París
Título original: Anna and the French Kiss
Autora: Stephanie Perkins
Editorial: Plataforma Neo
Páginas: 437
Saga: Anna and the French Kiss | Lola and the Boy Next Door | Isla and the Happily Ever After

La torre Eiffel, Amélie y un montón de reyes que se llaman Luis. Esto es todo lo que Anna conoce de Francia. Por eso, cuando sus padres le anuncian que pasará un año en un internado de París, la idea no acaba de convencerla. Pero, en la Ciudad del Amor, conoce al chico ideal: Étienne St. Clair. Es listo, encantador y muy guapo. El único problema es que también tiene novia. 
¿Conseguirá Anna el ansiado beso de su príncipe azul?

El humor y la tensión que se respiran página a página en el debut literario de Stephanie Perkins te atraparán y te llegarán al corazón. Agudiza bien tus sentidos y prepárate para el mejor viaje de tu vida: París, la Ciudad de la Luz, te abre sus puertas para que puedas ser testigo de la maravillosa historia de amor entre Anna y St. Clair.


¡Hola soñadores! A pesar de todas las adversidades del mundo, he conseguido encender el ordenador, centrar mi cabeza y ponerme a escribir. Para mi no es fácil escribir reseñas; muchas veces porque ni si quiera yo misma sé lo que quiero transmitir. Pero creo que en esta ocasión lo tengo bastante claro.

Yo hace tiempo escribía reseñas-reflexiones y la verdad es que lo echaba de menos. Hasta ahora todavía no había encontrado un libro que me animara a hacer de nuevo ese tipo de reseñas. Hasta ahora. Cuando abrí por primera vez las páginas de este libro nunca me imaginé lo que llegaría a encontrar dentro. Aunque supongo que ese es el objetivo de todos los libros.

Comencé con la certeza de que iba a leer otro romance adolescente sin más, una historia en la que ambos protagonistas pasan muchas penalidades antes de poder encontrar la paz el uno en el otro. O lo que sea. Sin embargo las cosas no son tan sencillas.

Anna es una estudiante de último año, a la que sus padres envían a estudiar a Francia para su último curso. Ella está claramente descontenta por la nueva situación. Ella tiene a su mejor amiga en Estados Unidos, e incluso un posible novio. Y tiene que dejarlo todo atrás por la decisión de sus padres. Tan solo me ha llevado un capítulo darme cuenta de que el libro podría gustarme más de lo que esperaba. La protagonista se nos presenta en un principio insegura, sin saber realmente qué esperar de París. Poco a poco, irá descubriendo la cantidad de posibilidades que tiene su nueva vida. Ayudada de cerca por Étienne St. Clair, obviamente. Ella le conoce en su primer día, y en seguida congenian. A lo largo de toda la novela, vamos leyendo las penurias de ambos protagonistas, sin perder en ningún momento el hilo principal de toda la trama, es decir, la relación de ambos personajes y la relación de Anna con París y sus amigos.

"Me arriesgo a mirarlo y él me mira también. Es una mirada profunda. Nunca me había mirado así. Me vuelvo primero y noto como el me imita unos latidos después. Se que está sonriendo. Mi corazón va a toda velocidad."

Me han encantado ambos protagonistas. Ambos son tan terriblemente imperfectos que no puedes evitar encariñarte. A pesar de que son tan diferentes como el agua y el fuego, en seguida se reconocen similitudes en sus vidas, que de alguna manera atrapan a los personajes en las redes del otro.

El libro trata muchos temas que diariamente son temas de debate entre adolescentes. La familia, el hogar, los amigos... Te los presenta de forma que encajan perfectamente con la historia, le dan forma y la hacen algo más que una simple historia de amor. Tal vez como lectura para adultos puede ser demasiado cliché, e incluso aburrida. Pero para un adolescente/joven, son estas preguntas las que nos mantienen en vilo por la noche muchas veces. ¿Qué es realmente la familia para mi? ¿Dónde se encuentra mi hogar? ¿Realmente trato a mis amigos como ellos se merecen? Tal vez las preguntas no sean las mismas en cada caso, pero la idea general sí. Y en este libro esas preguntas son clave en la historia.

"¿Es posible que mi casa sea una persona y no un lugar?"

Lo mejor de todo el libro, desde mi punto de vista, es la combinación perfecta que la autora hace entre humor, amor y reflexión. Lo primero a destacar es que no podrás leer el libro sin soltar al menos una carcajada. El humor del libro es fresco y sencillo, algo que podrías encontrarte en tu día a día. Algo que está claro, es que el amor es una parte muy importante en toda la novela. Pero adoro la forma en que lo dirige -con cuidado y haciéndolo lo más real posible-. En cuanto Anna y Étienne se conocen no surge un chispazo, al contrario. Primero desarrollan una amistad entrañable, y poco a poco se van enamorando. Y así es como debería ser hombre xD
Por último, está el tema de la reflexión. Como he mencionado antes, el libro te hará pensar en numerosas ocasiones. A mi, personalmente, me ha gustado mucho por eso. No te dejará leer la historia de amor en paz, al contrario. Sacudirá todos los cimientos que tenías construidos sobre la relación perfecta, y te hará replantearte todo.

Como resumen, este libro te contará una historia de amor, desde un punto de vista humorístico, reflexivo y muy tierno, que hará que desees recibir un beso en París.


Post antiguo Home